Nueva publicación de Ediciones LER: Guerra Imperial y Desinformación (Carlos Fazio)


Estimados Amigas y Amigos:
Ediciones LER presenta un nuevo libro, que esperamos sea un aporte al trabajo comunicacional para todos quienes se preocupan de entender las distintas formas de desinformación, que nuestros adversarios llevan a cabo.
Para adquirirlo contactenos al correo edicionesler@gmail.com

Extracto:
En los años 300 antes de Cristo, Alejandro Magno, rey de Macedonia, ya contaba con un “departamento de relaciones públicas” que utilizaba con fines propagandísticos. Nicolás Maquiavelo dio al objetivo y las funciones de la propaganda política una interpretación particularmente afín a la teoría burguesa moderna, al plantear que sólo el Estado y el poder político constituyen un supremo valor independiente, mientras que el “súbdito” sigue siendo “objeto de manipulaciones”.
Alejadas de su primer sentido apostólico, las definiciones contemporáneas del vocablo señalan que “propaganda es una tentativa para ejercer influencia en la opinión y en la conducta de la sociedad, de manera que las personas adopten una opinión y una conducta determinadas”.
Según otra definición:
La propaganda es el lenguaje destinado a la masa.
Emplea palabras u otros símbolos a los cuales sirven como vehículos la radio, la prensa y la cinematografía.
La finalidad del propagandista es ejercer influencia en la actitud de las masas en puntos que están sometidos a la propaganda y que son objeto de opinión.
Se trata, en definitiva, de modificar la conducta de las personas a través de la persuasión, es decir, sin parecer forzarlas.
Y uno de los principales medios para ejercer influencia en la gente y obtener ese fin es la mentira. La mentira como arma(...)

Comparte este artículo: | Más