Jornadas laborales especiales y su modificación

Jornadas laborales especiales y su modificación

Hola : Me gustaría saber que pasa si yo tengo firmado mi contrato con 7 días trabajados y 7 días de descanso. Y resulta que me toca descanso la semana que paso y llego un jefe nuevo y me dijo que tenia que trabajar 5x2 días trabajando sin poder descansar los días que me correspondían y ya tengo 6 días mas trabajado y no me han dejado firmar el libro de asistencia, yo trabajo como mostrero y tengo mi titulo técnico de metalurgia en mina por favor me gustaría saber que puedo hacer gracias
bendiciones
Erika


MATERIA:
JORNADAS LABORALES ESPECIALES Y SU MODIFICACIÓN

Estimada amiga.
La contratación en áreas productivas o extractivas que exigen jornadas laborales especiales no anula las obligaciones generales que la legislación laboral ha debido reconocer, particularmente que el contrato individual no puede ser modificado sino por consentimiento mutuo o por causas legales; entre estas últimas causas, aparecen las excepciones consignadas en el artículo 12 del Código del trabajo, eventos que aquí no parecen concurrir.
El descaso semanal es un derecho, cuyo ejercicio es imprescindible por necesidad biológica, psíquica y familiar. Para haber pactado con usted ese particular régimen de descanso semanal, de 7 por 7, la empresa debió tener autorización expresa y fundada de la Dirección del Trabajo. Y la misma empresa no podría modificarle unilateralmente, menos aun haciéndole perder descanso, lo cual implicaría una infracción. Y que arriesga su seguridad personal en faenas de por sí peligrosas.
En todo caso, puede haber ocurrido que la parte patronal haya quedado sin autorización administrativa para operar el régimen especial de distribución de jornada de trabajo y descansos, sea por vencimiento de la vigente, sea porque sólo poseía una de índole transitoria o provisoria.
Aprovechemos de recordar que, a propósito del descanso semanal, la legislación permite no ajustarse a sus reglas básicas. En efecto, “…en casos calificados, el Director del Trabajo podrá autorizar, previo acuerdo de los trabajadores involucrados, si los hubiere, y mediante resolución fundada, el establecimiento de sistemas excepcionales de distribución de jornadas de trabajo y descansos, cuando lo dispuesto en este artículo no pudiere aplicarse, atendidas las especiales características de la prestación de servicios y se hubiere constatado, mediante fiscalización, que las condiciones de higiene y seguridad son compatibles con el referido sistema.
La vigencia de la resolución será por el plazo de cuatro años. No obstante, el Director del Trabajo podrá renovarla si se verifica que los requisitos que justificaron su otorgamiento se mantienen. Tratándose de las obras o faenas, la vigencia de la resolución no podrá exceder el plazo de ejecución de las mismas, con un máximo de cuatro años” (Código del trabajo, artículo 38, incisos finales).
Anotemos que tales autorizaciones implican una facultad administrativa que sólo puede ejercerse en casos excepcionales, y mediante resolución que contenga una exposición detallada de las consideraciones de hecho y de derecho que hacen admisible tal permiso.
El artículo 39 del Código preceptúa que, “En los casos en que la prestación de servicios deba efectuarse en lugares apartados de centros urbanos, las partes podrán pactar jornadas ordinarias de trabajo de hasta dos semanas ininterrumpidas, al término de las cuales deberán otorgarse los días de descanso compensatorios de los días domingo o festivos que hayan tenido lugar en dicho período bisemanal, aumentados en uno”.
Resaltando la importancia de las normas sobre descanso semanal, no olvidemos que, “Sin perjuicio de las atribuciones de los inspectores del trabajo, los inspectores municipales y el personal de Carabineros de Chile podrán también denunciar ante la respectiva Inspección del Trabajo las infracciones a lo dispuesto en el presente párrafo de que tomen conocimiento con ocasión del ejercicio de las funciones que les son propias” (Código del trabajo, artículo 40).
Entendemos que no haberle permitido descansar implica una infracción laboral por parte de la patronal; lo mismo que impedirle registrar su asistencia real.
Procure respaldo sindical.
Saludos cordiales.
27 de junio de 2011.

Comparte este artículo: | Más