Consulta: Remuneraciones y “semana corrida”

PREGUNTA:
Estimados agradeceria si alguien me pudiera ayudar...
Tengo la sgueinte duda en relacion al beneficio de semana corrida, yo percibo un sueldo base mensual en el cual me descuentan gran parte de mis comisiones para hecerme el actual sueldo minimo, tambien recibo lo el beneficio llamado SEMANA CORRIDA, pero tengo problemas en el calculo de este, ya que por lo que he notado que lo bajo de este valor se debe a que me lo calculan sobre las comisiones que quedan luego de realizar el descuento amis comisiones para el sueldo, lo que provoca que sobre el valor que toman para sar mi SEMANA CORRIDA es bajisimo.
ej.
SUELDO REAL 97.000
RELLENO 57.000
SUELDO IRREAL 154.000 (que es el equivalente supuesto a las 40 horas semanales que trabajo)
COMISIONES REALES 87.000
COMISIONES AL SUELDO -57.000
COMISIONES TOTALES 30.000
La verdad no se sie esto esta bien o no ya he reclamado varias veces por lo de sueldo, pero creo que lo de descontar para rellenar el sueldo base sepuede, pero lo de la semana corrida me parece bastante raro y la unica respuesta que me dan es que estas comisinoes forman parte de mi sueldo y no se pueden tomar en cent para la seman acorrida, pero no es un dinero que me regalen, y mis comisiones reales son 87.000 y no 30.000...
Agradesco su repuesta, ojala algien me pueda aclarar esto...
Saludos


MATERIA:
- SUELDO BASE, INGRESO MÍNIMO, COMISIÓN Y “SEMANA CORRIDA”.

Estimado amigo:

1.- Sueldo base, ingreso mínimo y comisión:
Sueldo y Comisión constituyen tipos de remuneración diferentes.

El sueldo, o sueldo base, es una especie o tipo de remuneración legalmente definido como el estipendio obligatorio y fijo, en dinero, pagado por períodos iguales, determinados en el contrato, que recibe el trabajador por la prestación de sus servicios en una jornada ordinaria de trabajo, sin perjuicio de lo señalado en el inciso segundo del artículo 10.

El sueldo, no podrá ser inferior a un ingreso mínimo mensual.

Se exceptúan de esta norma aquellos trabajadores exentos del cumplimiento de jornada” (artículo 42, letra a, del Código del Trabajo).

Por su parte, la comisión es otra especie o tipo de remuneración, definida por la ley como el porcentaje sobre el precio de las ventas o compras, o sobre el monto de otras operaciones, que el empleador efectúa con la colaboración del trabajador (artículo 42, letra c, del Código del Trabajo).

2.- Procedencia y cálculo de la “semana corrida”:
El denominado “beneficio de semana corrida”, abarca no sólo a aquellos trabajadores remunerados por día, sino que se extiende, además, a dependientes que han estipulado con su empleador otra forma de remuneración que el estipendio diario, tal como la comisión.

El dictamen 2213/087, de 2009, de la Dirección del Trabajo, intentó precisar las normas de la ley 20.281. Sintetizando su contenido, observamos que, para determinar la procedencia del beneficio de semana corrida, tratándose de trabajadores excluidos de la limitación de jornada (por ejemplo, quienes trabajan sin fiscalización superior inmediata, los contratados para prestar servicios en su propio hogar o en un lugar libremente elegido por ellos, los agentes comisionistas y de seguros, vendedores viajantes, cobradores y demás similares que no ejerzan sus funciones en el local del establecimiento), debemos establecer, previamente, si conforme al sistema remuneratorio a que se encuentra afecto puede o no ser calificado como trabajador remunerado por día, incluyéndose entre ellos los remunerados en base a comisión.

Si así ocurre, tiene derecho a impetrar y percibir el beneficio de semana corrida en los términos establecidos por el artículo 45 del Código del Trabajo.

Es decir, “El trabajador remunerado exclusivamente por día tendrá derecho a la remuneración en dinero por los días domingo y festivos, la que equivaldrá al promedio de lo devengado en el respectivo período de pago, el que se determinará dividiendo la suma total de las remuneraciones diarias devengadas por el número de días en que legalmente debió laborar en la semana. Igual derecho tendrá el trabajador remunerado por sueldo mensual y remuneraciones variables, tales como comisiones o tratos, pero, en este caso, el promedio se calculará sólo en relación a la parte variable de sus remuneraciones”.

No toda remuneración variable puede integrar la base de cálculo de la semana corrida; debe reunir los siguientes requisitos:

a.- Que sea devengada diariamente, y
b.- Que sea principal y ordinaria.

Veamos.

a.- QUE SEA DEVENGADA DIARIAMENTE: Cumple tal condición aquella remuneración que el trabajador incorpora a su patrimonio día a día, en función del trabajo diario, esto es, la remuneración que tiene derecho a percibir por cada día laborado, sin perjuicio de que su pago se realice en forma mensual.

De allí, no deben considerarse para establecer la base de cálculo del beneficio, aquellas remuneraciones que aun cuando revisten la condición de variables, no se devengan diariamente, como ocurriría si se determinan mensualmente sobre la base de los montos generados por el rendimiento colectivo de todos los trabajadores, como sucedería, por ejemplo, en el caso de una remuneración pactada mensualmente en base a un porcentaje o comisión calculada sobre la totalidad de los ingresos brutos de una empresa o establecimiento de ésta.

No tienen derecho al beneficio de semana corrida, por no cumplirse el requisito citado, aquellos trabajadores que tienen pactadas comisiones mensuales en base a un porcentaje de la venta neta efectuada por el establecimiento en un determinado mes, las cuales se reparten proporcionalmente entre todos los vendedores.

b.- QUE SEA PRINCIPAL Y ORDINARIA: Debe entenderse por remuneraciones principales y ordinarias, aquellas que subsisten por sí mismas, independientemente de otra remuneración.

Sólo corresponde incluir en la base de cálculo del beneficio de semana corrida las remuneraciones variables que revistan el carácter de principales y ordinarias, no procediendo considerar para tales efectos aquellas que la ley expresamente excluye, esto es, las de carácter accesorio, vale decir, aquellas incapaces de subsistir por sí mismas, que van unidas a la remuneración principal, que dependen de ella y que son anexas o secundarias, como también, las remuneraciones de carácter extraordinario, esto es, aquellas excepcionales o infrecuentes.

La determinación de si un estipendio de carácter variable reúne la totalidad de los señalados requisitos, deberá hacerse caso a caso, previo estudio del respectivo contrato de trabajo y/ o la forma como ha sido otorgado, si es que no existe acuerdo escrito.

Examine su caso a la luz de estos datos.

Procure respaldo sindical.

Saludos cordiales,
Colectivo LER


Esta sección es posible por la colaboración de Alfonso Hernández Molina. Asesor Sindical y autor del libro Nuestros Derechos Laborales.

Comparte este artículo: | Más